En la confluencia de los ríos de la región opavense, Opava y Moravice, se extiende la ciudad de Opava, con sus 60 mil de habitantes aproximadamente. Opava es la ciudad más grande de la parte norteña de la región moravo-silesiana. Es la antigua capital real de la provincia silesiana, y, a partir de 1990 es la ciudad estatuaria. La primera alusión a Opava viene de 1195, sobre la ciudad como tal, no se puede hablar hasta el año 1224. Ya en la Edad Media se concentraba la vida en zonas de dos plazas actuales – Alta (Horní) y Baja (Dolní), cuya dominante es la iglesia de San Adalberto (sv. Vojtěch). En los alrededores de la Plaza Alta se encuentran varias joyas arquitectónicas e históricas. Véase la atalaya llamada Hláska, el edificio del Teatro Silesiano, la joya gótica – Concatedral de la Asunción de la Virgen María (konkatedrála Nanebevzetí Panny Marie) o espacio del mercado de pescado histórico (Rybí trh).

Los ostentosos palacios de la nobleza (Blücherův palác, Sobkův palác), se encuentran en la calle de Masaryk (Masarykova ulice). A las joyas de la ciudad de Opava pertenece también el Monasterio Minorita con la Iglesia de Espírito Santo (kostel Sv. Ducha), en cuya cripta yacen los restos de los Premyslidas opavenses.

Los amantes de la arquitectura moderna se detendrán seguramente delante del edificio de la Cámara de Comercio e Industria, el edificio del centro comercial  Breda y la iglesia de Santa Eduviges (kostel sv. Hedviky) – obra del arquitecto vienés Leopold Bauer. Los parques municipales, que rodean el casco histórico de la ciudad, invitan a relajarse y a descansar.

Opava se orgullece de muchos personajes famosos, que han nacido y vivido en la misma. A los más  importantes cuenta la escritora Joy Adamson, el padre de genética Johann Gregor Mendel o el edificador Josef Maria Olbrich. El personaje más conocido es el poeta local Petr Bezruč. Su colección Cantos de Silesia (Slezské písně) ha sido traducida a muchas lenguas mundiales.

A Opava le gusta divertirse. El Teatro Silesio tiene mucha importancia para la ciudad. El grupo dramático y de ópera lleva más de 200 años entreteniendo el público. Cada año se celebran en la ciudad festivales municipales, en primavera es el festival Další břehy y en otoño la Opava de Bezruč. Durante estas fiestas culturales se ilumina la ciudad con fantasía y originalidad de decenas de eventos culturales que incluyen casi todo tipo de arte – teatro, películas, artes visuales, literatura y música.

La ciudad también es el centro regional de deporte – sea recreativo o profesional. Con regularidad se celebran aquí unos paseos nocturnos en patines sobre ruedas llamado Blade nights. El parque de patinaje, que se encuentra en la tranquila zona de los Huertos Municipales (Městské sady), está destinado no solamente a los jóvenes. Además está allí la sala deportiva polivalente, la piscina o el  canal acuático. En Opava existe también cantidad de clubes y asociaciones deportivas, en Opava se p. ej. juega la competición más prestigiosa de baloncesto masculino, la ciudad también tiene su propio ganador olímpico.

La ciudad es la sede de varias escuelas primarias y secundarias. En 1991 fue en Opava fundada la Universidad Silesia, cuyos estudiantes crean inseparablemente el aire de una ciudad joven.